Jefes puntuales.

Chistes varios
Un gringo y un mexicano trabajan en una misma empresa, en donde son muy rigurosos con el horario.

Pero en las últimas semanas los dos se dan cuenta que su jefe está saliendo hasta con 3 horas de anticipación todos los días.
Un día los 2 amigos esperan a que su jefe salga, e inmediatamente salen ellos a disfrutar de esas 3 horas libres que su jefe les estaba "sirviendo en bandeja de plata"
El gringo sale directo a descansar en su casa, pero al llegar escucha un ruido que proviene de la alcoba; se acerca sigilosamente, abre la puerta, y encuentra a su mujer... ¡acostada con su jefe! Cerró la puerta con cuidado, y se escondió en el sótano hasta que su jefe se fue.
Al día siguiente, nuevamente el jefe salió anticipadamente, y el mexicano le dice al norteamericano:
-Bueno mi gringo, ¿Hoy también nos vamos a descansar temprano?
El gringo lo mira y poniendo un dedo sobre sus labios en señal de secreto le responde:
-¿Estar loco? ¡AYER POR POCO SORPRENDERME EL JEFE!


Compartir en Google Plus
Comparte este chiste en tus redes sociales y no olvides seguirnos en nuestras redes sociales

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada