Hospital geriátrico.

Chistes varios
En un hospital geriátrico platican tres ancianos con respecto a los problemas de sus necesidades fisiológicas que los tienen allí hospitalizados.
-El problema mio -Dice el primero-, Es que a cada momento siento la necesidad de ir al sanitario a evacuar el riñón, voy y estoy hasta una hora parado frente al inodoro, y no me sale nada....
-El mio es mucho más grave -Dice el segundo anciano. Casi durante todo el día estoy sintiendo deseos de ir al inodoro a evacuar el estómago, y puedo pasar horas allí sentado, y nada; solo gases...
-El problema mío es peor que el de ustedes... -Dice el tercer anciano.
-¿Tienes problemas para evacuar la orina? -Pregunta uno de ellos.
-No, con la orina soy como un relojito. Todos los días a las 7 en punto estoy orinando como un caballo en el potrero...
-¿Entonces tienes problemas para evacuar el estómago? -Pregunta el segundo.
-No, el estómago se me mueve correctamente; también como un relojito... Todos los días a las 7:30 estoy evacuando muy placenteramente.
-Si orinas todos los días a las 7 en punto de la mañana, y haces del cuerpo todos los días a las 7:30 de la mañana, sin problemas y placenteramente, entonces ¿que es lo que te aqueja?
-Si, mi cuerpo es muy puntual para esas cosas... el problema mío es, que yo solo me despierto como un relojito, todos los días a las 8 en punto! y ya para qué...

Compartir en Google Plus
Comparte este chiste en tus redes sociales y no olvides seguirnos en nuestras redes sociales

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada