Chiste: Cura desinformado


Chistes : Cura desinformado

El viejo cura de una pequeña cuidad había inventado una nueva forma de confesar a las esposas que habían sido infieles a sus maridos; en vez de mencionar la palabra adulterio, debían decirle que se habían caído en una zanja. 

El viejo cura de una pequeña cuidad había inventado una nueva forma de confesar a las esposas que habían sido infieles a sus maridos; en vez de mencionar la palabra adulterio, debían decirle que se habían caído en una zanja.   De esta forma él se daba por enterado sin poner incómodas a las damas.
El viejo cura de una pequeña cuidad había inventado una nueva forma de confesar a las esposas que habían sido infieles a sus maridos; en vez de mencionar la palabra adulterio, debían decirle que se habían caído en una zanja.   De esta forma él se daba por enterado sin poner incómodas a las damas.
De esta forma él se daba por enterado sin poner incómodas a las damas. 

Por supuesto que todo el pueblo estaba al tanto. Pero llega un día en que el cura se enferma y mandan un curita de campo para la misa del domingo. 

Una semana después de que llegara el nuevo sacerdote, este visitó al alcalde de la ciudad y parecía muy preocupado.

El sacerdote le dijo: "Tienes que hacer algo con las aceras en la ciudad." Cuando la gente entra en el confesionario, siguen hablando de haber caído. "

Te recomendamos leer:

El alcalde empezó a reír, dándose cuenta de que nadie le había dicho al nuevo sacerdote sobre la palabra clave.

Antes de que el alcalde pudiera explicar, el sacerdote se dirigió al alcalde y le dijo: "No sé de qué te estás riendo, tu esposa se cayó tres veces esta semana"..








Compartir en Google Plus
Comparte este chiste en tus redes sociales y no olvides seguirnos en nuestras redes sociales

0 comentarios:

Publicar un comentario