Chistes de infidelidad - Maridos engañados

Eran dos maridos engañados, compadres entre ellos.
- Cada uno sabía lo de su compadre pero no lo suyo. 
Ambos querían informar al otro de su mal, pero la tarea era muy delicada y difícil. 
Chistes de infidelidad
-A uno de ellos se le ocurrió una forma sutil de hacerlo; se fue a un matadero y consiguió una cantidad considerable de cuernos, llenó una bolsa, se fue a casa de su compadre y la derramó frente a la puerta. 
- El hombre de la casa salió y le dijo:

- Hola compadre, veo que acaba de recortarse.

Compartir en Google Plus
Comparte este chiste en tus redes sociales y no olvides seguirnos en nuestras redes sociales

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada