Chiste: Pedido equivocado

Chiste: Pedido equivocado 

  • Un chico entra a un bar con una gran flor hecha de papel de lija en la mano. 
  • La deja a un costado de una mesa, se sienta y pide un café. 
  • El mozo, con curiosidad, le pregunta: 
  • Disculpe señor... pero... ¿y esa flor... de papel de lija? ¿De dónde la sacó? El chico, con cara de cansado, le responde: 
  • Corazón, bebé, me la dio un genio que encontré adentro de una botella. 
  • El mozo empieza a reírse. -¿Un genio en una botella? ¿Usted me vio cara de tonto, se piensa que me voy a creer eso?. 
  • El chico saca una botella del bolso, se la entrega al mozo y le dice: 
  • ¡Haga la prueba usted mismo! Incrédulo, el mozo frota la botella, y aparece un genio que le dice: 

  • Tienes un deseo concedido. El mozo desesperado y sin pensar mucho dice: 
  • ¡Quiero un millón de pesos!El genio vuelve a esconderse en la botella. 
  • De pronto, el bar empieza a llenarse de quesos... cientos... miles de quesos van apareciendo. 
  • El mozo se desespera: 
  • ¿Pero...? ¿Qué me entendió este genio pelotudo? ¡Le dije PESOS, no QUESOS! El chico lo mira, y le contesta: 
  • ¿Y vos te pensaste que yo le había pedido una flor de lija?
Compartir en Google Plus
Comparte este chiste en tus redes sociales y no olvides seguirnos en nuestras redes sociales

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada