Chistes de infidelidad - La vergüenza

Chistes de infidelidad - La vergüenza


- Un tipo recibe una llamada anónima avisándole que su mujer lo engaña con un tal Fernando todos los días en cuanto el se va al trabajo. - Un tipo recibe una llamada anónima avisándole que su mujer lo engaña con un tal Fernando todos los días en cuanto el se va al trabajo. 


- Al día siguiente, el tipo parte pero se queda espiando desde la esquina. Al rato ve llegar a Fernando buen mozo, 2 metros de alto, cuerpo atlético, aristocrático, ropa italiana de última moda, el cual con un ramo de flores en la mano, toca el timbre de su casa. 

- Desde lejos ve que su mujer le abre y lo hace entrar. El marido corre, abre con su llave sin hacer ruido, entra sigilosamente y espía por la puerta entreabierta del dormitorio.
Fernando se saca la chaqueta revelando unos hombros poderosos y armónicos. La mujer lo besa apasionadamente y se saca los zapatos. 

- El marido no sabe que hacer, que decir, ni como intervenir y sólo atina a seguir espiando. Fernando se saca la camisa de seda natural y muestra un torso perfecto, un vientre duro y sin un gramo de grasa. 

- La mujer se saca la falda y lo acaricia con locura. 

- Fernando se saca los pantalones y sus piernas son virilmente perfectas y un instrumento que le cuelga de envidia. 

- La mujer se saca la blusa y al soltarse el sostén se le caen las "tetas" hasta el ombligo... "¡Qué horrible escena!"

- El marido afligidísimo esconde la cara entre las manos y murmura:

- "¡Caracho, vieja de mi&rda, qué vergüenza con Fernando!
Compartir en Google Plus
Comparte este chiste en tus redes sociales y no olvides seguirnos en nuestras redes sociales

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada