Chistes de médicos - Problema muy grave


- Para este hay que poner voz de vejestorio. Llega un viejo pellejo al médico, y le dice:

- Mire doctor, vengo a verle porque tengo un problema muy grave

- A ver, cuénteme

- Pues mire, para ponerle en antecedentes, hay que darle gracias a Dios de que con el primero no tengo problemas...

- Hombre, eso esta muy bien, cuantos años tiene usted?
Chistes de médicos,
- Ochenta y siete, pero eso es lo de menos, porque los problemas empiezan con el segundo. Ay, el segundo es terrible, doctor, no sabe usted lo que me cuesta. Vamos, que muchas veces si no me ayuda mi mujer, no puedo...

- Bueno, bueno, (con tono mosqueado) no se queje usted tanto, que ya querré yo poderme hacer dos cuando tenga sus años.

- Pero, doctor, si es que no se da usted cuenta de que eso no es lo peor.

- Lo peor es el tercero. Ese ya de ninguna manera, oiga, estoy ya tan cansado, que no puedo, ni aunque me ayude mi mujer, vamos, un desastre, doctor, dígame usted que voy hacer yo así, en estas condiciones.

- PERO BUENO VIEJO, QUE CARAJO QUIERE USTED CON 87 TACOS?! 

- Que que quiero? Pues llegar al tercer piso, caramba, que es donde vivo!!


Compartir en Google Plus
Comparte este chiste en tus redes sociales y no olvides seguirnos en nuestras redes sociales

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada