Chistes de matrimonios - La condena


-Señor brujo; quisiera saber si usted puede deshacer una maldición que me fue echada hace unos años.

El brujo le dice:
Chistes de matrimonios

-¡Claro que puedo! Pero necesito saber las palabras exactas que fueron utilizadas en la maldición para poder preparar el conjuro..

Y el hombre contesta, sin titubear: "Yo los declaro, marido y mujer".
El brujo se queda pensando y le dice:
-¡Eh, no!... Esa no es una maldición, eso fue una condena
Compartir en Google Plus
Comparte este chiste en tus redes sociales y no olvides seguirnos en nuestras redes sociales

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada