Un musulmán devoto



- Un musulmán devoto entro a un taxi en Londres, el bruscamente pidió al taxista apagar la radio porque así estaba decretado por su enseñanza religiosa, el no debe escuchar música porque en tiempo del profeta no había ninguna música, sobre todo Salsa que es la música del infiel
Chistes varios,
- El conductor del taxi cortésmente apagó la radio, paró el taxi y abrió la puerta

-´El musulmán árabe le pregunto: ¿Qué hace usted?

- El taxista contesto: En tiempos del profeta no había taxi, entonces se me baja y espere un camello.









Compartir en Google Plus
Comparte este chiste en tus redes sociales y no olvides seguirnos en nuestras redes sociales

0 comentarios:

Publicar un comentario en la entrada